IMPERIO BIZANTINO

Historia de Bizancio enfocada principalmente en el período de los Comnenos

  • Diseño y autor:

    Guilhem
  • Oferta National Geographic Historia Cristo Pantocrator Santa Sofia Puerta de Topkapi Frescos San Salvador en Cora Iglesia de Santa Irene Skylitzes La Virgen y Jesus San Salvador en Chora Skylitzes Virgen Hodegetria Cruzadas Asedio a Constantinopla 1453 Pantepoptes Capitel Cruzadas Cruzadas Meteora Cruzadas Cruzadas Icono Virgen y Jesus Cruzadas Monasterio de Studenica Cruzadas Cruzadas Capiteles romanos Cruzadas Cruzadas Cruzadas Cruzadas Cruzadas Dioscorides JuanComneno Vidamedioevo Galata
  • Estadísticas y otros

    ciencias-humanas-y-sociales
    ciencias-humanas-y-sociales
    < Site Meter
  • Ciudadanos universales

Caminando… y siguiendo la huella a los recuerdos.

Posted by Guilhem en mayo 6, 2011

Caminando junto a mi compañero, siguiendo las huellas de los recuerdos.

En un negocio de ramos generales, cerca de Barcelona, conseguimos al fin un mapa detallado de Estambul (¡cuánto me cuesta llamarte de esta manera!). No anochecía aun, pero la tarde de aquél crepúsculo catalán del 25 de mayo de 2009 ya se debatía agónicamente entre los rayos desteñidos de un diáfano sol que se resistía a hundirse en la distancia, entre los cerros color ocre que poblaban el horizonte. Con el mapa en nuestras manos, nos miramos con aires de complicidad y casi de manera simultánea, nos guiñamos un ojo. El viaje estaba cocinado y solo faltaba acometer los preparativos.

Mapa amigo.

¿La fecha elegida? Llegar a la ciudad el 28 de mayo, justo para las vísperas de los festejos turcos. Y es que al día siguiente los descendientes de Osmán festejarían el 556 aniversario de la conquista de la gran capital cristiana. No queríamos perdernos detalle alguno de las celebraciones que sobrevendrían (de faquir lo nuestro, sí, lo acepto, pero nuestra sed de conocimiento nos pudo).

Hacernos de los pasajes aéreos fue un mero trámite. Barcelona-Estambul-Barcelona por el módico precio de 227 euros, vía Internet. Debo confesar que soy un enemigo acérrimo de los celulares, las tarjetas de crédito y demás menudencias inherentes a la Globalización… por eso, hasta que no pusimos nuestra humanidad dentro del avión de la línea turca que nos depositaría en Estambul, pues hasta ese mismísimo instante no respiré tranquilo.

Abordando… en Barcelona.

El vuelo fue apacible… frente a mis ojos desfilaron las Baleares, Cerdeña, Italia, Grecia y finalmente Turquía, intercalando espacios inmensos de mar azul. A Estambul llegamos de noche. No recuerdo exactamente la hora, pero las estrellas en lo alto hacía rato que habían certificado el acta de defunción de las horas de claridad de aquél día. Pagamos las tasas aeroportuarias correspondientes y, a la salida, nos esperaba el chofer que nos había enviado el hotel adonde habríamos de hospedarnos.

Cerdeña… y más mar.

El auto nos condujo en medio de un tráfico endemoniado por la avenida Kennedy. Cada tanto alguna reliquia enteca de su anterior grandeza se dejaba ver a la vera del camino, como un tímido y huidizo espectro. En ese preciso momento mis ilusiones alcanzaron los ecos del pasado, que se tornaba presente cada vez que en mi mente intentaba recrear aquellas imágenes que una vez fueron y que ahora yacían acomodadas entre las piedras, durmiendo el sueño de la Historia. Tiempo al tiempo, me dije a mi mismo… quizá el pasado alcance al presente durante el viaje… pero para qué ahogarle ahora con el peso de mi ansiedad.

Al llegar al hotel, nos acomodamos rápidamente, casi arrojando las valijas y maletas contra la pared opuesta. Salimos corriendo luego. Éramos concientes de que afuera, la noche se fagocitaba a los últimos caminantes y nosotros queríamos llegar a destino antes de servirle como postre. Saliendo del hotel, todavía podíamos escuchar la voz del botones, indicándonos el camino que debíamos seguir.

Subidas y bajadas… la primera de ellas nos dejó sin aliento. Y en la oscuridad de la noche cualquier trayecto parece una senda hacia el infinito. Cuando se pierde la noción de la distancia uno llega ciertamente a sentirse huérfano de los páramos, de las calles, de las encrucijadas. Callejuelas estrechas y, de repente, un espacio abierto de fondo. Para nada habituado a seguir las trazas de una ciudad desconocida en medio de la nada, nunca me di cuenta del lugar que pisaba. Continuamos avanzando, llevados de la mano por nuestro entusiasmo… a poco rebasamos un paredón cubierto con enormes murales en los que se dejaba ver la figura del Conquistador Mehmet, montando un impecable caballo blanco. Nos miramos de reojo cuando pasamos uno al lado del otro. Viéndole rodeado por tanto jenízaro, el hombre me dio un poco de pena… En su tiempo hasta me habría atrevido a pelearle con una mano atada, básicamente por que creo que la fuerza proviene del corazón en lugar de cañones y batallones como suponía él.

El sultán y sus murales…

Corrimos hacia las luces que se apretujaban al fondo, contra la silueta de una arboleda de cerrado contorno. Mientras los conos de las sombras circundantes se iban diluyendo a nuestras espaldas, pude observar que al fin alcanzaba a mi compañero de ruta. Fue un placer para mí ese momento, por que había corrido tras él desde niño… desde que había visto por primera vez la silueta de Santa Sofía en una foto de un libro de Historia… Después de tanto tiempo pude alcanzar a mi sueño, abrazarme con él mientras miraba la gran cúpula y, con lágrimas de emoción, despedirle hasta otro momento (él sabía que debía despedirle). Santa Sofía estaba frente a mí, tan majestuosa, tan real como antes lo había sido mi sueño.

Santa Sofía… nocturna. Sueño cumplido.

28 de mayo de 2009, 11:00 horas de la noche.

Autor: Guilhem W. Martín. ©

Temas relacionados:

Votanos

4 comentarios to “Caminando… y siguiendo la huella a los recuerdos.”

  1. yashira rodriguez said

    joder ,porque la historia no fue otra ,los festejos de la victoria de tomas paleologo contra la invasion turka, su descendiente mas directo festeja con su pueblo y asiste a la misa en santa sofia, y al salir de la iglesia su pueblo lo recibe con flores y canticos celebrando tan tamaño jubileo en las calles.joder estoy llorando.
    estas loco festejando la caida de constantinopla ,

    • Guilhem said

      Hola Yashira: ¿Nunca te sucedió que tu equipo de football llegó a la final y, por desgracia la perdió, pero saliste a festejar lo mismo por que estabas orgullosa de ser de ese equipo? Así, de igual manera yo siento a Bizancio… tanto que siempre estaré… en las buenas y en las malas… como debe ser.
      Saludos!!
      Guilhem

  2. Guilhem, se parece mucho a mi llegada ante Santa Sofía en la noche. Una noche de marzo de 2010. También para mí fue un largo camino desde que dibujé el plano de Constantinopla y la situación de Santa Sofía y el Gran Palacio cuando hacía mi primer curso de bachillerato.
    Aquella noche, en aquel viaje, iba con tres amigas y no se dieron cuenta de lo que significaba para mí estar allí por primera vez.
    Pero creo que tiene que ser triste ir precisamente en la fecha del aniversario de la caída, para mí no es la “conquista” yo estoy en el interior de la muralla.

    • Guilhem said

      “Pero creo que tiene que ser triste ir precisamente en la fecha del aniversario de la caída”
      Ni que lo digas… me tocó asistir a festivales, bailes, actos, etc y en algunos no me dejaron entrar por ser cristiano. Sin embargo nadie me quita lo bailado. por que estar en esas mismas fechas caminando por los muros donde tanto héroe entregó su alma al Cielo y al recuerdo de la posteridad, para mi es motivo de orgullo y la mejor ocasión que tuve de rendirles mis respetos y hasta un lagrimón.
      Un saludo amiga!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
Desde las Blaquernas

Un lugar para hablar sobre libros y Bizancio

franciscojaviertostado.com

Historia, medicina y otras artes...

TODO EL ORO DEL MUNDO

LO TENEMOS AL ALCANCE DE LA MANO

El tiempo se acaba

Mi blog personal

El bosque de la larga espera

Πᾶν τὸ ἐνεστὼς τοῦ χρόνου στιγμὴ τοῦ αἰῶνος

BIZANTINÍSTICA

Portal dedicado ao Império Bizantino.

Historiam Tuam Sapere Aude

Blog dedicado a la Historia de España, Europa y el Mundo desde la Antigüedad hasta la Edad Contemporánea

IMPERIO BIZANTINO

Historia de Bizancio enfocada principalmente en el período de los Comnenos

A %d blogueros les gusta esto: